En "¿Cómo quieres que cuente estrellas?" utilizamos fotografías encontradas en Google para ilustrar las diferentes entradas del blog. Si alguna es tuya, o tiene derechos de autor, y no quieres que salga en el blog, avísanos y la cambiamos por una del Conde-Duque de Olivares. Gracias.

jueves, 17 de marzo de 2016

Los Odiosos Ocho.

No había tenido tiempo de ver Los Odiosos Ocho. Pero después de unas Evaluaciones eternas, saqué tiempo, y ganas, para tragarme la última de Tarantino.

 Desde el primer minuto pensé que estaba ante una versión del Cluedo. No parece un Western, o no al menos como yo siempre he visto los Westerns, pero eso no quiere decir que sea mala película... A mi me ha entretenido mucho.

 En una casa (una mercería¿?, la de Minnie...), en medio de la nada, en mitad de una ventisca histórica, acaban bajo un mismo techo ocho personajes, con un pasado a cual más turbio. Una prisionera camino de la horca, conchabada con un desconocido colega, intentará por todos los medios librarse de la soga. Un general y un capitán sudista, la prisionera, un caza-recompensas, un Mayor norteño, un verdugo inglés, un mexicano y un vaquero... 

Puro Tarantino, en estado puro. O te gusta, o no te gusta (a mi Django no me gustó, y no le perdonaré nunca que usara la BSO de "Le Llamaban Trinidad" para dicha película, que sacrilegio...). Tiros, varios hectolitros de sangre, mala leche (no me gusta el café), desconfianza y chistes malos en barriles grandes... "Los Odiosos Ocho" no te dejará indiferente.




P.D: A ratos, me llegué a decir: Me recuerda a Reservoir Dogs...