En "¿Cómo quieres que cuente estrellas?" utilizamos fotografías encontradas en Google para ilustrar las diferentes entradas del blog. Si alguna es tuya, o tiene derechos de autor, y no quieres que salga en el blog, avísanos y la cambiamos por una del Conde-Duque de Olivares. Gracias.

lunes, 17 de enero de 2011

Disculpas a Diana.


Se notaba que Diana estaba enfadada conmigo. El encuentro casual entre Micho, yo, la Osa Calisto y ella, a orillas del Guadiana, no le había hecho nada de gracia. Lo comentó con bastante desgana entre otros miembros del Club de Tiro con Arco, mientras el engreído de su hermano Apolo me lanzaba miradas divertidas, y Ulises (nuestro monitor de Tiro con Arco) le recomendaba calma para poder concentrarse correctamente.


Las flechas de mi Long Bow tampoco daban en el blanco, y acabé por dejarlo e ir a la máquina para sacar dos cafés, con el fin de invitar a alguien. Cuando llegué de nuevo a la Sala de Tiro, Diana estaba con mi arco, tensándolo y destensándolo. “Duncan, este arco no tiene apenas potencia, tiras con un arco de nena…”, me dijo muy seria. Yo le limité a ofrecerle el café, en vaso de plástico de la máquina, el cual aceptó. “40 libras de potencia me sobran”, musité mientras daba vueltas con el palito de plástico blanco a aquel café hirviendo. “Me tienes que perdonar por lo del otro día”, continué, “…Aquella osa nos dio un susto de muerte…”. Diana dio un pequeño sorbo al café y sonrió: “Está olvidado”, y me pareció en aquel momento una de las mujeres más bellas que jamás he conocido. “…Peor fue lo de Acteón y sus cincuenta chuchos…Menudo cretino…”, me dijo tajante, y yo le devolví mi sonrisa empastada, franqueada por mi perilla y bajo el umbral de mi acuciante miopía…

9 comentarios:

Carlos dijo...

Esa mujer sólo sabe meterse en líos con bichos jajaja.

Espiral dijo...

Uff! Se respiró amor! Me encantan tus historias, Duncan!

Besinos

aina dijo...

Muy bonito y tan original siempre.

Dean dijo...

Hacerle caso a Diana, que como diosa de la caza sabe mucho de arcos y flechas.
Un saludo.

Atila el Huno dijo...

Joé Mr. Gatoooo...que tengo yo uno de poleas, casi de juguete, que lo tengo puesto a 55 libras!!...eso sí...tampoco pongo una flecha en la diana!!...qu...que tengo que apuntar a la barriga pa dar en la frente!!. Voy a tirar el visor y practicaré el tiro intuitivo...como un buen Huno!!

Saludos stinger!!

Markos dijo...

Desde que veo The Walking Dead...estoy pensando en tirar con ballesta :-P
Para eso no hace falta concentrarse tanto, no?
Aprovecha la sonrisa empastada :-D
Salu2

Atila el Huno dijo...

Hostia Markos!!...es verdad...ein?...da cosa la serie!!..aunque ya puestos y en esa situación...mejor un buen pistolón con muuuuchos tiros!!

Markos dijo...

Sigo prefiriendo la ballesta. A mi en cuanto pego un disparo se me taponan lo oídos. Y luego no oyes como vienen arrastrando los pies para mascarte el cerebro :-)

Eh que hice la mili! y antes tenía un tío militar (DEP), no vayáis a creer que tengo un armas de fuego.

Salu2

La Gata Coqueta dijo...

Apoyo sobre tu hombro la cabeza de albahaca y miel, para presenciar el color de tus letras que me permiten adivinar los sentidos de tu alma, bajo la bruma de cada párrafo, que hablan de ilusiones vividas a través de un tiempo.

Que me permiten desearte un fin de semana envuelto por la espuma de rosas blancas cuyo aroma de quimeras sea un presagio de buen descanso.

Un beso cubierto de sueños...

María del Carmen


PD/Bienvenido se te extrañaba.
Y un detalle más; el que ocupa la entrada que terminas de visitar es mi querido y difunto suegro.

Chao!!

Marí