En "¿Cómo quieres que cuente estrellas?" utilizamos fotografías encontradas en Google para ilustrar las diferentes entradas del blog. Si alguna es tuya, o tiene derechos de autor, y no quieres que salga en el blog, avísanos y la cambiamos por una del Conde-Duque de Olivares. Gracias.

jueves, 7 de enero de 2010

Los Reyes de Micho.


...En varias ocasiones le dije que no valía la pena quedarse despierto, pero Micho la verdad es que estaba ilusionado con los regalos. Mientras cenábamos, se presentaron Heracles (mi ex-monitor de gimnasio), Ulises (mi monitor de Tiro con Arco) y Asclepio (mi médico de cabecera) disfrazados de Reyes Magos.

Micho se quedó alelado cuando los vio entrar en el salón de casa con las enormes barbas y las vistosas túnicas de colores. Retrocedió poco a poco, y de un certero brinco se escondió detrás de su puff. Solo se le veían las orejas y los enormes y curiosos ojos. Después, poco a poco, se le pasó el recelo y les habló de literatura y de medio ambiente. Aunque los Reyes no supieron bien que responderle, le escucharon con atención, supongo que no todos los días un gato de nueve meses te suelta un discurso ambiental y de literatura norteamericana de los ochenta. Eso si, los Reyes le dijeron que se acostara temprano, que le podía caer algún regalito... Pero Micho, entusiasmado, inocentemente ilusionado, decidió quedarse despierto para verlos llegar por el Patio-Lavadero.


A eso de las dos de la mañana se quedó profundamente dormido. Micho, a pesar de ser un gato, no es precisamente muy nocturno. A la mañana siguiente se levantó muy temprano, y maulló de alegría. Los Reyes le habían dejado, al pie de la que fue la Gatera Real de mi pobre Michel IV de Gato: "Roma y los Bárbaros" de Terry Jones y dos libros de Paul Auster, uno de sus autores favoritos (Micho ya tiene leídos nueve libros de este autor): "Creí que mi padre era Dios" y "El Libro de las Ilusiones", también había una pequeña radio de bolsillo (ideal para un gato) y un nuevo cesto de mimbre (que no le hizo demasiada ilusión ya que Micho prefiere leerse sus libros en el cómodo puff instalado en el salón).


A mi me trajeron una maleta fabulosa, una bufanda gris y los libros "Una mujer, una casa, una novela" de Wilhelm Genazino y "La Ladrona de Libros" de Markus Zusak... Ahm, y una botellita de absenta con una enigmática nota: "Estudia mucho este año, Duncan de Gross, nacido bajo el Signo de Orión..."

11 comentarios:

Dean dijo...

Un poco rara la nota de verdad, pero veo que se han portado bien los reyes esos; yo aún los estoy esperando.
Un saludo.

Mary Lovecraft dijo...

¡estupendos Reyes! y con mensajes cifrados! pues nada nada, a hacerles caso, no vaya a ser que tengan razón y te sirva para sacarte esa placita de enseñante a la que aspira todo Duncan de Gros que se precie (uséase, tú :D)

un besooooo

G. dijo...

Con tu contador de visitas en 46.446 (con un número como ese podría tocarme la lotería), con las risas que he soltado con la entrada anterior y aprovechando que no hay casi comentarios, tengo que loubarte muy grandemente la imaginación. Me río contigo desde hace muchos meses, y admiro la habilidad de mezclar la realidad del día a día con el panteón griego, las levitaciones y los gatos filósofo-anarquistas. Es algo que he intentado yo alguna vez, y que incluso a mi blog, con la temática que tiene, le sacaría un montón de jugo, pero hay cosas que o se tienen o no se tienen...

Llevo muchos meses dándole vueltas a la idea de adoptar un gato, pero paso casi todo el día fuera de casa (en laborables) y ya ves, me da miedo que el pobre gato se aburra en el minipiso. ¿Cómo lo ves? ¿Me lanzo, o espero a tener un trabajo en el que pase menos tiempo fuera de casa? A lo mejor me paso a la hora de imaginarles la misma facilidad que tenemos nosotros para aburrirnos o estresarnos.

A Elena Francis, de una admiradora incondicional.

(y ahora en serio, al cuentacuentos Duncan, de una admiradora incondicional.)

Duncan de Gross dijo...

Jejeje, gracias por los comentarios, pero no me habéis dicho que os han traido los Reyes!!. Gracias por tu deseo Mary!!!

G: Muchas Gracias por los halagos, la verdad es que se agradecen de corazón. Ciertamente apenas hay comentarios porque en seis meses he pasado de tener 177 seguidores a practicamente ciento y poco y bajando, en fin... Si son pocos pero buenos, estamos bien. En cuanto a lo de tener un gato en casa, ufff, es una responsabilidad muy grande. Cuando he estado en paro (1 año entero) he tenido tiempo de sobra para estar con él, pero ahora que trabajo casi a 150 km de casa y solo vengo los fines de semana, tengo que hacer milagros para que tenga de todo. Los gatos no están mal en soledad, pero debes meditar bien tu decisión, si trabajas todo el día y llegas por la noche, seguro que te estará esperando y agradecido por tu compañía te hará pasar unos maravillosos ratos (otras veces no tantos) contando historias... ;-)

Menda. dijo...

Otro que bebe absenta. Está de moda de nuevo, eh?

Pues parece que sí han sido buenos.

Lala_a.secas dijo...

el libro de las ilusiones le encantará!!! me alegro que te hayan traido lo que pediste!!! a mi me han traido Choque de reyes y Festin de cuervos (el II y III de canción de hielo y fuego) y la trilogía de Millenium, no está mal... (bueno, y calcetines, y juegos de toallas, y cosas así, pero eso no lo contabilizo)

Un superbeso Duncan!!
(uis, como cambié la dirección de mi blog no me había dado cuenta que no te tenía añadido!, pal saco mi contador de estrellas favorito!)

clariana dijo...

Me alegro muchísimo de esta visita de los Reyes por vuestra casa, para tí y para Micho.
A mí me han traído una pulsera, un perfume, cremas para masaje y unos zapatos.
Tendréis ocupado el tiempo con tantos libros tú y Micho. Espero que este año te traiga mucha suerte para tu trabajo y para todo. Un beso y miauuussss.

G. dijo...

Gracias por la respuesta Duncan! Pobre Micho, aunque tengo entendido que se adaptan a lo que les acostumbres desde pequeños. Espero que tu próximo trabajo te pille más cerca de casa (por su comodidad y por la tuya, claro).

Seguiré dándole vueltas a la idea un poco más, y al final creo que será cuestión de decidirse por una acogida para ver cómo se adaptan los gatos a mi tipo de vida. Claro que cada uno de ellos es un mundo, como nosotros.

A mí los Reyes no me han traído nada, no dejé el zapato puesto. Y como a la familia la tengo lejos pues...

Jeje, lo de las visitas no lo decía porque me parecieran pocas, me gustó el número porque se parece al que ha salido en el Niño ;-)

Anónimo dijo...

NO SOY ANÓNIMO, soy yo. He vuelto a cambiar la publicidad porque me parecía demasiado favorecedora para Sánchez. Échala una ojeada, si puedes. Volveré

Duncan de Gross dijo...

Hola Firmin, la verdad es que no sabía lo del Sr. Sánchez y su gato, mmmm, ¿Está bien el libro?. Muchas Gracias por la publicidad siempre, yo intento vender algún que otro libro a los compañeros, pero no hay suerte: Me dicen que no tienen tiempo para leer, que no están interesados, e incluso me han llegado a decir que es caro!!. Por Dios, si yo no me gano ni un chavo... En fin, ellos se lo pierden, yo sigo convencido de que ¿Cómo Quieres Que Cuente Estrellas?, terminara convirtiéndose en un entrañable clásico... Sino, al tiempo... Gracias a todos/as por los comentarios ;-)

Carlos dijo...

¿Qué tiene tu casa que los mininos te salen tan intelectualoides? ¿Será el ambiente, la absenta, la mala educación que les da el Sr. Duncan :P?