En "¿Cómo quieres que cuente estrellas?" utilizamos fotografías encontradas en Google para ilustrar las diferentes entradas del blog. Si alguna es tuya, o tiene derechos de autor, y no quieres que salga en el blog, avísanos y la cambiamos por una del Conde-Duque de Olivares. Gracias.

lunes, 16 de marzo de 2009

Missi


Conocí a Missi en Las Vegas (Las Vegas del Guadiana). En un motel de carretera en algún punto entre Gévora y Montijo. Era la una y media de la madrugada, y me dio por conducir sin rumbo aparente. En el coche, desde un viejo Cd que funciona aún de milagro, Don Cherry y Martin Blanes me hablaban de brumas, de los ritmos solitarios de un jazz que no me canso de oír…


Estacioné en el parking delantero del motel, junto a otros vehículos, saqué mi petaca de absenta (ya sé que es una imprudencia, pero necesitaba un sorbito) y me quedé hierático, apoyado en el capo del Grajo Milenario (mi habitual vehiculo) observando, hipnótico, mi constelación, Orión, mientras echaba un trago (pequeñito).


- Son hermosas, ¿Verdad?.


- Lo son, contesté casi mecánicamente.


Observé a mi acompañante. Era una gata negra, no muy mayor, de un precioso pelaje y unos enormes ojos amarillos-verdosos que me miraba, curiosa, desde el soportal del motel.


- Los hombres no suelen venir por aquí a contemplar estrellas… Ronroneó acercándose a mí.


- Me imagino, le contesté con una media sonrisa.


- Me llamo Missi, susurró.


- Duncan. Duncan de Gross, le contesté con una media reverencia que la hizo guiñarme un ojo.


Missi me habló de ella, necesitaba que alguien la escuchase bajo aquel esplendido cielo. De sus ocho meses de existencia y la dura vida en el motel. Rodeada de gatos chulos e ignorantes que te meten una paliza porqué si. Ella hubiera ansiado otra vida mejor, quizás en la Gran Ciudad cateta y provinciana, donde hay más oportunidades para una gata guapa e inteligente. Pero no veía salida en aquella carretera comarcal, además, estaba preñada, esperaba gatitos para finales de marzo y no sabía como iba a poder tirar p´alante con aquella responsabilidad, era demasiado joven…


La animé. Era aún una gata joven y podía hacer realidad sus sueños, todos los gatos tienen un sueño, una misión en la vida. Después de aquello la invité a pasar unos días en casa. Estuvo diez días exactos conmigo, viviendo en el Patio-Lavadero, compartiendo anécdotas, copas, sueños, historias de un nostálgico pasado y esperanzas para un futuro incierto. Una mañana me pidió que la acercara de nuevo al motel de carretera. No pregunté. Missi es una gata joven, pero madura.


- Eres un buen tipo Duncan. Nadie se había portado jamás así conmigo. He sabido que es tener un amigo, una familia, por al menos diez días. Me he sentido querida. Tienes un camino que conduce a una estrella, no lo olvides.


Se dio media vuelta y se marchó. Mientras se iba, elegante, con su hermosa cola de negro y brillante pelaje erguida, le prometí volver y girándome, para que no me viera llorar, me dirigí al coche…

25 comentarios:

brujita dijo...

¡Ah...ya me había hecho a la ídea de que tendríamos una hembra gatuna en el patio lavadero de las revoluciones...! Missi me prometía nuevas aventuras de revindicación femenina...pero veo que,a pesar de la inconsciencia de beber absenta estando a la espera de cachorritos...consideró la vida de los niños lejos de su papá y decidió regresar.
Le deseo suerte, y seguiré esperando la llegada de un okupa al patio lavadero.

Besito volado.

jorgogi dijo...

... hasta me he reido hoy.
;)

Lilyth dijo...

Venía con las mismas esperanzas que brujita, yo se que no es cosa fácil reemplazar a Michel (y tampoco lo pretendo) pero creí que encontrarías una digna compañera de aventuras... en fin! a seguir esperando que la vida da muchas vueltas

;)

Carlos dijo...

Veo que has dejado tus locuras habituales para hacernos un retrato de los barrios bajos, la vida perra (o en este caso gatuna), los perdedores... Buena ambientación musical es el jazz en estos casos. Muy buena y muy dura a la vez la historia de hoy. Se te dan bien todos los estilos literarios pájaro jeje.

Duncan de Gross dijo...

... Bueno, ¿Quién sabe?, tal vez volvamos a saber algo de Missi...Gracias por estar ahí ;-)

Gracias Carls, tenía ganas de escribir algo así, para demostrarme a mi pispo que puedo un poquito con todo, el "Realismo Sucio Extremeño" que dicen que escribo, jajaja... Mi intención es, más adelante, ir publicando algunos de los "Relatos Ineditos" que de vez en cuando me susurran las Musas al oido como ya te comenté tomando Café...

Anita dijo...

Creo que éste es el principio de una GRAN amistad.

Muakk

Dama Oscura dijo...

QUÉ OJAZOOS...

firmin dijo...

duncan, está muy bien la historia de missi, tiene un toque francés, no sé si será la absenta. Te doy noticias: me ha llegado el libro, está muy bien editado. me voy a leer una historia cada día para recordar tiempos.No sé que te habrán parecido los anuncios, si quieres que cambia algo dílo. Lo del precio lo he puesto porque a mí cuando leo una reseña y no está, lo echo en falta, es una orientación. no sé...ya ,me dirás si hay algo

Carlos dijo...

Pues publícalos, que seguro que tienen el mismo éxito o más que los habituales. ¿Te das cuenta de cuantas corrientes de pensamiento, estilos literarios, etc eres representante? El Realismo Sucio, el Pasotismo Ilustrado... jajaja :P

dezaragoza dijo...

Me has partido el corazón.

clariana dijo...

Duncan,
hoy he recibido por correo tu libro y me encantan las historias que has publicado de tu blog.
Me sabe mal que te haya pasado una experiencia tan triste con la gatita, supongo que lo habrás pasado muy mal, los gatos de la calle si uno es sensible te lo hacen pasar mal. Un beso.

Duncan de Gross dijo...

Firmin/Clariana Gracias por comprar el libro y por la publicidad que me estáis dando en vuestros blogs!!, la verdad es que no se vende ni uno desde hace diez dias, no sé porque tanto bajón, aunque hay dos personas que me han dicho que van a comprarlo la semana que viene...

Carls: Es verdad, se me olvidaba que también represento el Pasotismo Ilustrado, cuanta responsabilidad pájaaaaaaro!!.

ana dijo...

Pues este relato inédito me ha gustado bastante.
Y casi a mi también se me saltan las lagrimas imaginándome como volvía al motel.
Un beso muy fuerte.

Irene dijo...

Ay!qué penita me ha dado... Pero es bonito haber hecho feliz a la gatita aunque fuera por un breve espacio de tiempo. Seguro que vuelve a visitarnos algún día.
Un besazo Duncan!

cuandomequieras dijo...

yo no se, creo que habría intentado convencerla de que se quedara... los bajos fondos son tan duros...
Me había emocionado con que hubiera un nuevo habitante de la República independiente de Patio Lavadero... te prometo que esta mañana, antes de leerte, me he preguntado cuánto tardarás en tener compañero gatuno.
Un beso.

CASIOPEA dijo...

Pues yo ya me habia imaginado a Missi y a toda su prole gatuneando en el espacio sideral y tu, como no, contandonoslo... pero claro tiene que ser didficil, muy dificil suplentar a Michel, yo le hecho de menos...

BTOS

danae rain dijo...

Yo también creía que Missi and company se quedarían en el Patio Lavadero a cotillear, enredarlo y arañarlo todo y a meterse con la esfinge Amparo, en fin, otra vez será. Ya parece que esto funciona y tengo actualizado el blog con fotos. Besitos

Balovega dijo...

Pensaba igual que algunos de tus lectores...

Missi me resulto una buena compañera de historias.. y muy bella...

Volvera???.. esos ojos no se pueden ir sin mas...

Un abrazo

MaRieLA dijo...

Sería lindo que Missi pudiera compartir con nosotros sus historias, seguramente te ha relatado algunas. Y quizás dentro de un tiempo nos encontramos con que extrañaba tu compañia y decidió volver. Te endosaría todas las crías, pero sería lindo al fin.
Te mando un besoteeee enorme!

Quiero que tu libro llegue a Argentina así me lo compro :)


besos

Espiral dijo...

Este texto lo imprimo y lo pego en la pared, para leerlo de vez en cuando...

Gracias por acordarte siempre de mi, y visitirme de vez en cuando.

Beso

AriaDna dijo...

esa amistad se convertirá algún día en amor

besitos

Mary Lovecraft dijo...

Me emocionaste mucho :_(

Moisés P. dijo...

jo,,,pues mira por donde a mi Missi me va a gustar mucho...la veo muy cariñosa..
saludos Duncan..

cristal00k dijo...

Es guapísima y se la ve lista. Seguro que vuelve Duncan... y se te preocupan los gatitos, tengo un secreto que no falla nunca para que los adopten sin falta y rápido.
Besos

Azuquita dijo...

Ya estoy con un nudo en la garganta... no puede ser.
Missi es una gata lista y libre, por eso tuvo que volver a su mundo.
Es una pena que no se quedará contigo, al menos tendria una vida tranquila.
Le deseo mucha suerte a ella y a sus gatitos. Viene una epoca de celos y muchos gatitos abandonados. A ver si entre todos logramos que esto cambie.
Muchos besos.