En "¿Cómo quieres que cuente estrellas?" utilizamos fotografías encontradas en Google para ilustrar las diferentes entradas del blog. Si alguna es tuya, o tiene derechos de autor, y no quieres que salga en el blog, avísanos y la cambiamos por una del Conde-Duque de Olivares. Gracias.

martes, 26 de agosto de 2008

El Caballero Oscuro


Estaba tardando un poco en realizar este post, pero es que la verdad, el sabadete fui a ver “Batman: El Caballero Oscuro”, y no salí ni frío ni caliente. Había leído, previamente, algunas críticas en El País, Cinemania, etc etc, y todas, de entrada la ponen como una de las grandes pelis de año, posible recolectora de premios en la siguiente Gala de los Oscars, junto a Wall-E… Pero, en mi caso particular, después de casi tres horas de film, he de reconocer que, en ocasiones, tenía hasta ganas de que terminara, y de hecho, había/hay material para otra película.

En esta ocasión, hacen un “remake” de las entregas 1 y 3 de las pelís de los noventa, con “El Joker” y “Dos Caras” como ejes del mal, donde la actuación del fallecido Heath Ledger hay que decir que es muy destacable, hay críticos que dicen que superior a la de Jack Nicholson, yo no diría tanto, creo que las dos actuaciones son formidables, cada una en su contexto cinematográfico. El resto de actores, muy notable Morgan Freeman, Gary Oldman, Eric Roberts (actor que salía en todas las series de los 80, era el malo de “El Equipo A”, “El Coche Fantástico”…), Aaron Eckhart… Por supuesto Bale en su papel de bicho nocturno, aunque claro, a mi me sigue recordando al loco de “American Psycho” (Gran libro, por cierto); Y la novia de Spiderman (porque creo que es ella), que en esta ocasión le toca serlo de Batman, y no recuerdo el nombre de la chica…

El marco de desarrollo, la ciudad, creo que es uno de los puntos negativos de esta película. En las entregas de los años noventa se describía mejor, quizás, la Gotham, La Ciudad Gótica, del comic, con sus callejones oscuros, su peligrosa noche, sus delincuentes, y en mitad de todo ellos, Batman como una semi-leyenda vengadora. En esta ocasión, esta ciudad (Nueva York), es más aparente en un film de Spiderman, o de Superman (se asemeja más a la Metrópolis del gran héroe americano por excelencia). Tim Burton será lo que sea, pero él si que sabe lo que es “Gótico” y supo, muy bien, describirnos ese tipo de marco, de escenario, de Ciudad “Gótica” en el sentido oscuro de la palabra (y eso que Gótico es “luz”)…

Es, desde mi punto de vista, una película donde destaca una historia inicial, te engancha muy bien, la primera hora y media, o dos horas, y cuando crees que ya ha acabado, y dices: “Esta pelí es buena”, se te echa encima un “epilogo” de una hora más que mortifica el resultado final.

Algo parecido me pasó con “El Talento de Mr.Ripley”, donde consideré que la primera hora y media de película es fantástica, cortar y que salgan los créditos…Pero la fastidian con un cambio radical de argumento y siguen, como para llenar espacio, y una buena peli acaba convirtiéndose en un martirio… En el caso de “El Caballero Oscuro”, parece seguir unas pautas de: Problema-resolución de Problema, Otro problema-Resolución del Segundo problema, y bueno, puedes prever por tanto que es lo que se te viene encima…

En fin, los que seáis adictos a Batman, veréis alguno que otro guiño argumental, y no os defraudará, y los que no, pues eso, para pasar el rato...

5 comentarios:

JoPo dijo...

no no es la de spiderman

Duncan de Gross dijo...

Si, es cierto Jopo, no es la de Spiderman, esta tarde también me lo ha comentado un lector de esos que me mandan correos y no escriben comentarios, ejem ejem, mi dislexia que es muuu mala ;-)

Anónimo dijo...

Boh!

Duncan de Gross dijo...

Jajaja, doble Booh!

Carlos dijo...

A mí el "mursiélago" éste nunca me ha llamado la atención. No es de mis superhéroes favoritos.